viernes, 3 de mayo de 2013

No sé si esta noche, mi amor, se encenderán las luces de las aguas




[ Borrador para otro tiempo. ]


humillado por mis errores,
el amor crea abismos que precipita en la esperanza,
el tiempo ya no está encerrado en el reloj
se ha propuesto retrasar la muerte
se traga su nuevo mar
besos de amor indivisible
todavía hay tiempo para salir
cuando yo estaba con vos en la dicha
soñaba eternamente

el vuelo no era un intento de fuga cuando se conoce el amor,
sé que te amo, ¡qué terrible es vivir en esa otra muerte inmortal!
en esa otra cosa-inmortal-muerte que no deja rastro de su existencia,
es un sueño poderoso y lento la vida,
contigo es una ilusión, un sueño lento, mi gran hecho de utopía,
el hambre saciada, alegría contenida, la falta de nostalgia, las cuentas al revés,
una réplica perfecta, una erupción volcánica,
un pasado de mil años, aguas abiertas a lo largo de los caminos del mar,
el descenso a las profundidades, el regreso a la oscuridad,
el olor del bosque de pinos de invierno, la vida es contigo, el silencio sin eco es terrible,

Mi amor otra vez vuelven las locuras de amor,
terminó el último día del letargo, la soledad está presente, amor loco de nuevo,
todo converge irreductiblemente, nos encontramos bocas ruidosas,
árbol verde y barro espeso, agua calma irreducible, y por tanto
el año vio la luz en tus ojos maravillosos como la belleza,
olas vienen y van troncos, alcanzan nueces de arena crece
en las ramas agitadas del viento
caerá el futuro de nuevo, nacerán animales ciegos,
como un animal nacido ciego no puedo huir de ti, no puedo ocultar que nunca he estado en una madriguera,

con tu amor me proteges de la enfermedad de la vida,
una fría indiferencia, sensación de sequedad de hambre y de desolación,
son tus manos un azul oscuro de cielo,
el frío puso en mis manos algo transparente
y después de una hora algo cambió, después de un tiempo,
el tiempo pierde su cuerpo transparente,

en su cuerpo joven, se enamoró de sus mejillas, dejando un legado vivo,
renovado de intenciones,
vi el cielo color negro, cayó el día en unos minutos,
su cuerpo compuesto de piezas pequeñas, más sus ojos,
y a vos me lleva toda la mañana,
el amor va y nace como una sustancia,
el amor va a nacer como una sustancia destacada del día,
después de esperar tanto tiempo agoniza,
un acantilado disuelto alrededor de su cuerpo como un capullo noche mata con alas,
y alrededor de sus tranquilas orillas un acantilado reconoce su presencia,
sus partes, tramo a tramo rocoso de arena como un hueso como una herida finalmente incorporada,
se hundió en la herida como una tierra curada,

al llegar al hueso encajado-permanente, ningún medicamento curará esta parte,
no olvides esta noche de mar, me detengo en un puerto interior abierto,
no sé si esta noche, mi amor, se encenderán las luces de las aguas,

.                                                           ****