lunes, 13 de mayo de 2013

Había tendido un cadáver de esquina


se puede ser extranjero por la huella del simulacro
placeres indefinidos, yo vago,
brumoso entre todas las cosas
me sucede el alma,
el alma de un niño escuchando,
a la vista de los ojos ajenos,
había tendido un cadáver de esquina,
mientras los paseantes fumaban en pipa,

.                                                           ****