sábado, 18 de mayo de 2013

Serás grano, no digas libre


Así, un hombre débil y orgulloso,
pobre dificultad de la vida,
serás grano, no digas libre,
probablemente,
te saludan los cuerpos partidos.
Y entonces usted piensa
¡qué hermosa vida agitada!
con bajo interés y orgullo
siempre va de inmortalidad coronada
de polvo, de esa nada, de la cuál usted se jacta,
buen poder de papel lleva,
no cabe duda.

.                                                      ****