jueves, 30 de junio de 2011

Te sientes halagada como si fueras viento

Cuando el viento te envuelve y te recibe, te sientes halagada como si fueras viento.

Me salvó de esta vida un exceso de amor

Me salvó de esta vida un exceso de amor.

Tu peligrosa y leve sonrisa

No te obstines en contradecir las leyes de los hombres con tu leve sonrisa.

miércoles, 29 de junio de 2011

martes, 28 de junio de 2011

lunes, 27 de junio de 2011

El fabuloso poder de callar de las palabras

Nuestras palabras también tienen el fabuloso poder de callar...

Al filo de la cama

En el filo de la cama suelo dormir para no sentir ausencias.

Lleve a donde lleve el miedo

Consentir que el miedo tome riendas, cabellos y manos; lleve a donde lleve.

Si puedo dejo las mías sobre el banco del parque

Tanta admiración por lo desconocido que arriesgo algunas certezas.

Las líneas de tus ojos

Son textos para leer al revés; y no he dicho que son las líneas de tus ojos.

¿Me ofrecerás esos dedos que tienes en los pies?

Has venido a ofrecerme tus dedos; esos dedos de los pies que siempre van por delante de los deseos.

domingo, 26 de junio de 2011

Meternos los dos en el cuerpo, cogidos como ganchos o con nudos

Meternos los dos en el cuerpo, cogidos como ganchos o con nudos de cuerdas; sospechar un desanudamiento imposible.

Dejar de pensar en eso que de ti imagino, eso que de ti quiero

Eso que se deja imaginar, por más que lo intento no puedo, dejar de pensar en eso que de ti imagino, eso que de ti quiero.

Y temen tanto los sueños el frío...

Y temen tanto los sueños el frío...

Y temen tanto las palabras la ausencia

Y temen tanto las palabras la ausencia.

sábado, 25 de junio de 2011

El inmenso aclarar lo obscuro

En ese trabajo inmenso de aclarar lo oscuro.

Sujeta, y a la vez liberada, de esos brazos inesperados, que te amaban.

Ese señor, que entre sus brazos te retuvo, me hizo ver tu sujeción querida, sujeta y a la vez liberada, de esos brazos inesperados, que te amaban, mi amada.

viernes, 24 de junio de 2011

Nunca estuve seguro si me amaste

Teniendo en cuenta que los resortes del amor fingen a veces para ocultar su autenticidad.

Renace el amor vencido después

Renace el amor vencido después de cada batalla.

Los desaparecidos gritaban

Vuelven los desaparecidos gritando su nombre.

Sin arder se incendian las miradas

Sin arder se incendian las miradas en tu cuerpo.

jueves, 23 de junio de 2011

Pretendí arrancar el dolor tirando de las hojas

Cuando el dolor está en alguna parte y no puede ser agarrado por las hojas.

El amor ese infinito

He alcanzado en el amor tantas veces el infinito.

Las manos de aire no esperan

Suelta las manos al aire sin esperar a ver lo que tocan.

Suelta los ojos libres

Suelta los ojos libres a la orilla de las carreteras.

miércoles, 22 de junio de 2011

En menos de un beso me enamoro

En menos de un beso me enamoro.

Pides brisas fingidas para refrescar tu nuca

Pides brisas fingidas para refrescar tu nuca.

Ceder por amor al capricho

Sabes que cedo por amor a tu amor caprichoso y libre.

Quisiera de ti el amor pasional

Y la amistad quisiera de ti el amor pasional que le darás a otro.

martes, 21 de junio de 2011

lunes, 20 de junio de 2011

Cara de luna oculta del amor

Tiene el amor pálido y cambiante faz de luna; y alguna cara oculta.

Con sueños anda el viajero

Lleva el temerario viajero pan frío y queso.

De la promesa que nos hace el instante

Prometes y me prometes, desde este punto del pasado, un mañana bien feliz, y volverás a renovar la promesa cuando en cada instante llegues.

¿Qué haríamos con los restos acumulados?

De esos que trabajan bajo la ciudad limpiando los restos de la Humanidad.

Guarda a tu lado lo más valioso

Guarda a tu lado lo que del otro parece más valioso.

domingo, 19 de junio de 2011

Infinita vida

Visto el reluciente infinito, tomó mi vida limitada su estrategia.

No juega el amor en la ficción

No se juega nunca el amor en la ficción aunque de ellas esté rodeado.

sábado, 18 de junio de 2011

Resto, división y minucia

Méteme en esa división y sácame como resto. Haz polvo de la minucia.

Deja que mis manos se carguen de ficciones y mi boca de palabras

Deja que mis manos se carguen de ficciones y mi boca de palabras.

viernes, 17 de junio de 2011

jueves, 16 de junio de 2011

Lo que se tarda en curar; y yo con la impaciencia

Lo que se tarda en curar; y yo con la impaciencia.

El otro día, conocí a Martín, el creador de las mariposas

El otro día, conocí al creador de las mariposas. Martín reproduce especies en su jardín, suelta las larvas en los campos, y vuelve para ver alas de todos los colores.

Se disuelve la oruga para crear alas

Se disuelve la oruga para crear alas.

Al calor de tus ojos

Sucumbir al vapor de los ojos. Ojos con calor de cuerpo evaporado.

De la tierra a la eternidad

Un trozo de tierra, es todo lo que necesitamos para ser eternos.

miércoles, 15 de junio de 2011

martes, 14 de junio de 2011

lunes, 13 de junio de 2011

¿Sabes cuánto tiempo tuve en la cabeza antes de amarte?

¿Sabes cuánto tiempo tuve en la cabeza antes de amarte?

Ella es mar loca e infantil, sigue a los barcos desaparecidos hasta la otra orilla

Porque ella es mar loca e infantil, sigue a los barcos hasta la otra orilla, busca en la mar los barcos desaparecidos, y hace pactos con huracanes.

Cada noche me invaden tus ojos

Como cuando cada noche me invaden tus ojos; me rindo; vencido quedo. Liberado amanezco.

Cuéntale cómo fue nuestra vida entre palabras

Cuéntale cómo fue nuestra vida entre palabras.

Los ojos alzados por encima de las cosas

LLevar siempre los ojos alzados por encima de las cosas con las que los ojos tropiezan.

domingo, 12 de junio de 2011

Sucumbir con el valor perdido; eso es sucumbir

Sucumbir con el valor perdido; eso es sucumbir.

Deja a su paso el amor una marca de amor vivido

¿Cuanto tiempo tarda en sucumbir el amor no atendido? Siento el amor rebotar en ti. Siento que lo reconoces; y te evades. Vuelves a verlo salir; y te preparas. Mantienes la mirada por su belleza. Y rebota. No te apena que se aleje; él sabe a inextinguible. No sabes que el amor lo abandonará; dejará la maravilla seca. Se olvidaré de él para siempre. Te llegará a ti de otras fuentes. Aunque rebote, deja a su paso el amor una marca de amor vivido. En unos seca; en otros de impenetrado.

sábado, 11 de junio de 2011

Encontramos el camino en la ceguera de la noche



Encontramos el camino en la ceguera de la noche.

Y con un amor esclavo... ¿Qué hago con un amor sometido?

Con esas palabras imposibles me das a entender que puedo amarte pero que no debo: porque mi amor te quita libertad; y un amor esclavo... ¿Qué hago con un amor sometido?

viernes, 10 de junio de 2011

¿Por qué dañas estas manos?

¿Por qué me dañas la boca? ¿Por qué me dañas los ojos? ¿Por qué dañas estas manos?

Palabras sobrepuestas sobre piel de espaldas

Palabras sobrepuestas sobre piel de espaldas. Tal vez las dije cuando ella partía.

Voy a tirar al cubo del olvido la parte del corazón que rompiste

Voy a tirar al cubo del olvido la parte del corazón que rompiste.

jueves, 9 de junio de 2011

Inmutable con las motas del tiempo sobre sus ojos

Confundido con el polvo en los ojos yace abierto a todo el tiempo por venir.

De la efigie que llevamos dentro

De la efigie que llevamos dentro, del mármol de los pies, quedan las manos, a veces, para separar las tinieblas.

Así como el viento bordeando todos los límites da toda la vuelta al mundo

Así como el viento bordeando todos los límites da toda la vuelta trayendo los olores de lejanos países.

miércoles, 8 de junio de 2011

Marinera de barcos me hacías soñar con vientos nocturnos

Marinera de barcos me hacías soñar con vientos nocturnos.

Porque ellos guardarán mis secretos

Yo amo mis puntos suspensivos porque ellos guardarán mis secretos...

Yo amo mis puntos suspensivos porque ellos callan

Yo amo mis puntos suspensivos porque ellos callan todos los gritos oídos...

martes, 7 de junio de 2011

Todas las pruebas de amor a través de tus manos

Hoy he pasado todas las pruebas de amor a través de tus manos.

En el lugar más adecuado del amor

No me parece simple azar que el amor y la vida surjan siempre en el lugar más adecuado.

Un día, en tu boca, el oráculo que anunciaba mi destino

Te contaré cómo encontré, un día, en tu boca, el oráculo que anunciaba mi destino...

lunes, 6 de junio de 2011

Tuve ganas de ver llover; y el cielo respondió con agua

Tuve ganas de ver llover; y el cielo respondió con agua, con gotas y vi llover. Vi llover con la cara levantada; recordándote.

Te amaré pues como mi amor completo

Si te digo que eres mi causa entera te haría culpable de todos mis males; te amaré, pues, incompleta, como la causa entera de todo el bien que tu amor me hace.

Recuerda que no soy yo quien hablo, que es la palabra quien me tiene cogido por los labios

Y recuerda que no soy yo quien hablo, que es la palabra quien me tiene cogido por los labios.

domingo, 5 de junio de 2011

Nadie muere por la mano destinada

En la tragedia de mi amigo, el supuestamente loco indeciso, los actos llevan irremediablemente al equívoco de la muerte. Mueren todos por el roce del veneno; menos la que quiso irse de este mundo como un nenúfar en el devenir del río.

Con el peso del amor al alcance de los dedos

El amor y su peso. Y su peso entre mis manos; al alcance de los dedos. En la tensión del nervio el peso del amor sostengo para darte nombre y nombrarme.

sábado, 4 de junio de 2011

Carta suspendida en la pausa abierta del devenir

He descubierto la carta escondida del recuerdo (y no estaba sobre la mesa como era su costumbre); sobresalía de tu bolsillo sin sello ni dirección ni remitente. Carta suspendida en la pausa abierta al devenir sonriente.

Tu amor me nombra plenamente

Tu amor me nombra plenamente.

Presencié la batalla de sueños y de astros

Cuentan los niños, entre sus juegos de parques, que soñaron un sol delirante, un sol que canta y otro que baila... Y, como en un juego de guerras, se disputaban la victoria para el sol propio. Yo lo vi, sentado en mi banco. Presencié esta batalla de soles sin que ellos supieran que yo entendía de sueños y de astros.

A cada instante recurro a tu amor para darme un nombre

A cada instante recurro a tu amor para darme un nombre.

viernes, 3 de junio de 2011

¿No ves que estoy casi desapareciendo? ¿No ves mis manos casi invisibles ya?

Recuérdame, recuérdame en la luz o en la noche; recuérdame. ¿No ves que estoy casi desapareciendo? ¿No ves mis manos casi invisibles ya? ¿No sientes el respiro lento? ¿No sientes mi apagado mirar?

Que callen las cosas en ti

Conociste la polémica de las cosas, sus variaciones, así como su aborrecimiento.

Lloro hoy por el siglo y por todas la manos desaparecidas

Cuando estallan los momentos entre tus dedos, cuando pesan como un siglo entero sobre todas las manos desaparecidas, lloro hoy por el siglo y brindo por su no retorno.

jueves, 2 de junio de 2011

La prueba de amor no depende de los sentidos sino de la memoria

La prueba de amor no depende de los sentidos sino de la memoria.

El amor despierta un miedo ancestral

El amor despierta el ancestral miedo a aventurarse mar adentro.

Leyendo ocultos epitafios en las bibliotecas

Recorro las bibliotecas leyendo los títulos de ocultos epitafios.

Una vez la obra escrita quedan los preparativos funerarios

Una vez la obra escrita quedan los preparativos funerarios y obras de jardinería.

El funeral de un gran escritor dura hasta el nacimiento del siguiente

El funeral de un gran escritor dura hasta el nacimiento del siguiente.

Si pretenden enterrar los grandes libros

Si pretenden enterrar los grandes libros, lean el Libro de los Muertos. Egipto sabía algo de enterramientos.

Para leer manuales funerarios

No estoy hecho para leer manuales funerarios. (Nota: Léase con humor)

La mayor parte de los libros describen

La mayor parte de los libros describen como enterrar a los grandes autores.

Tras los grandes libros quedan los manuales para cada entierro

Tras los grandes libros quedan los manuales para cada entierro.

Las bibliotecas del mundo guardan ordenados todos los epitafios finales

Las bibliotecas del mundo guardan ordenados todos los epitafios finales.

En la última página de cada libro, cenizas

De esos largos epitafios de cenizas escritos en la última página de cada libro.

El libro canta un largo epitafio

El libro canta un largo epitafio cuya fecha de autor es el título.

Biblioteca llena de lápidas

Tengo la biblioteca llena de lápidas mirando de canto.

Cuentan tus dedos las penas como un rosario

No me callan las voces ni tus labios. No me callan ciertas miradas. Me callan tu manos atadas. Me callan tus dedos cuando cuentan.

Como rezando una mítica oración

Me hablabas al oído como rezando una mítica oración. Creo que así habló alguna vez una diosa al oído de algún amante incierto; o eso imaginé.

De eso de profanar memorias están llenos algunos libros y otros papeles

De eso de profanar memorias están llenos algunos libros y otros papeles. No sé si se muere una segunda vez cuando te profanan. ¿O es un acto tan natural que ni mata?

miércoles, 1 de junio de 2011

¿Cuántas veces nos hemos besado con la boca rota por palabras insensatas?

¿Cuántas veces nos hemos besado con la boca rota por palabras insensatas?

Los besos pegados a las paredes

Entré en tu cuarto buscando los besos pegados a las paredes que, alguna vez, se escaparon de nuestros labios.

Sólo los cuerpos silenciosos conocen la soledad

Sólo los cuerpos silenciosos conocen la soledad.