lunes, 8 de julio de 2013

Nuestros encuentros sabor a lluvia, distante, como cuando viene negra del fin del continente


sueltas apiladas las dudas se enmarañan.
bajo, mientras, más grande es la perdida.
más grande el laberinto.
más grande se enmaraña.
las alas de la cornisa.
los nidos de las paredes con el calor se han caído.
gotas de sangre de pájaros.
me temo.

temo cada vez perderte
cada mañana,
tú preparas mis ojos, mi boca, mis manos,
nuevo día toma camino.
cualquiera.
serio como un espectro.
desesperado como un libro.
aireado y seco de la noche.
corrupto de noche.

déjame desaparecer en tu boca.
palabra cicatriz tatuaje.
Ya es tarde; lo sé.
Por eso cae el sol.
se cierra la Tierra.
acorralada.
Lo sé por las aguas.
por la diosa de río.
aunque aún tengo tus manos.
inundadas como una llanura.

antes de la emoción, puntos sobre tu cuerpo.
Y tenías ojos tan predispuestos! a la espera.
Nuestros encuentros sabor a lluvia.
distante
como cuando viene negra del fin del continente.
tiempo lento.
parece que no llega.
hasta que de pronto se pone sobre las cabezas negra
Corren.
Tiran sin dudas
el cielo entero como agua.

Los animales se encogen.
cierran pelos.
pegan sobre el cuello orejas.
de cuando en cuando sacuden.
entreabren los ojos para ver lo que queda.
De pie; todos de pie
o tumbados sobre los árboles.

Ni un ruido; solo un trueno extendiéndose sobre las gotas.

.                                                      ****