jueves, 17 de mayo de 2012

Del bostezo del incierto infinito


Tweets del 11 abril 2012

Produzcan los fenómenos que deseen.
Ahora que los hombres están dormidos o ausentes
En el cuerpo. Ahí nace el grito.
Arrastrando parte de la materia contenida

Si no preguntémosle dónde está el origen de los gritos
Gritos invisibles ; porque los gritos tienen cuerpo
Y se contorsionan las formas dentro.
Se parecen a gritos invisibles de formas
A veces, la naturaleza parece alucinada
de tanta vida dentro
Adeptos encarnados en las fuerzas de la naturaleza
¡Espíritu elemental, te invoco!

¡Si hubiese un disolvente universal del poder!
Sacrificar lo latente por inútil
Te imaginabas el cielo invisible
para ver más allá en tu visión lejana
Te empeñaste en demostrarme matemáticamente
el lado invisible del amor

Del bostezo, o tal vez,
del vómito,
del incierto infinito
sale el mundo,
la arcilla y
las piedras cada media noche

Eres la primera sombra del origen
Y a tu silencio de sombra eterna has vuelto
Me haces.
Te desvaneces.
Y yo creyendo que reflexionas
Después de crearme,
no es que estés reflexionando
sobre lo que has hecho,
es que te has desvanecido

A través te siento
de la belleza emancipada,
en tu piel por dentro,
en el curtís,
en la mirada

Los elementos se salen de él
por simple rebeldía y
juegan a la física y
a las casillas elementales
juegos de azar locos

El Todo avaro
de la combinación de las cosas

En ese caso
el Universo sería un trocito
de materia revuelta desorientada
en la inmensidad del vacío externo

La perfección del vacío exterior
al Universo.
¡Científicos!
Apliquen a
esa parte externa a la materia
vuestra ciencia

De las hojas emanaron los árboles
Eso ocurre algunas tardes como maravilla.
También puede suceder alguna que otra noche

Era una,
una bien una,
entre los límites del colchón
mientras el mundo se dispersaba alejándose

Ella se desenvolvía en sus actos dispersos
haciéndose múltiple.
Y luego,
una vez al día,
recobraba consciencia recogida por su cama

Entre vida y vida,
en ese segundo de transición,
se puede perder toda la memoria.
De ahí la nueva inocencia que nos sacude

La actividad de las cosas cae de los cuerpos,
el amor del alma,
y
ese viento que pasa cae del Oeste

En esa asimilación antigua ellos comprendían que él también dudaba

Caminar de pie a pie juntos, pegados, ansiosos en silencioso futuro

Lo posible de la naturaleza
lo imposible de la razón
y el certero amor hacen multitud imposible.
¡Pero qué nos importa en este aparte!

Me suele dar vértigo de lluvia.
Así como cuando tú llueves.
Con caricias de gotas sobre mi frente.
Y así anduvo el amor. Amor de lluvia y algo

Ante el velo o el árbol
te escondes.
Pero te veo fugaz
cuando apareces

La frase de un gesto
de mano y muñeca
que decide sobre la vida o la muerte

Trabajamos para que el futuro se remueva en su tumba
La promesa de que se acabe la Era de los Tiempos

El amor, el núcleo, y las cuerdas sin romper

Esclavitud alrededor de la sangre como un testigo gigante
El amor contagioso puede enfermar
Me muero de miedo ante tus ojos
Que yo exista no me permite conocer mi causa
¿O acaso de un grano de tierra imaginamos una cordillera tapada por nieve?
Porque no se parece en nada el agua al mar
De una gota de agua en la mano no se puede deducir la existencia del océano
Porque las cosas no tienen experiencia ni aún relacionándose conmigo
La irrealidad de la experiencia de las cosas
Hoy estoy hiper-real. Que no es lo mismo que hiperrealista, me dicen
En esta felicidad hiperreal
La hiperrealidad luce todo el día en las mentes acabadas

Los objetos sin corazón
tiene costumbre de atormentar.
Atormentan la vacuidad.
Atormentan los pies que corren
por las calles y los escalones

Cuando la ventanas llueven es mejor cerrar la lluvia

Voy a correr detrás de los hechos consumados
¡Tanto esfuerzo para no creer en lo evidente!
Y nace una fruta en este momento
Se me comen las uñas solas si las tuviera
Me amenazan los sueños con el puño cerrado por iluso
Voy a entrar, de un momento a otro, en trance escéptico al menos que el amor lo evite
¿Qué se puede hacer con tu huida? Si huyes por todas partes
¿Te puedo decir con una palabra o dos lo que fui?
También se puede ser muy descriptivo y que el sentido se escape
Estuve hecho con tierra de mito irremediable

Nunca tuve tus rodillas puestas sobre mi cara.
Ni esa vista de tu cuerpo. Ni tuve tiempo para olvidarlo.
No tuve palabras de amor
en la boca baldía.
No tuve ciencia de hombres.
Ni unas manos cerca por eso de las caricias que se dan y se olvidan
No tuve un perro que supo nadar;
ni se cayó nunca al agua.
No me sacudió en la cara su cuerpo volteado.
Ni tuve un perro que me mirara
Aunque para mi gusto
él usa demasiado lo vegetal suave.
Me gusta más el tronco y la raíz o la rama retorcida, o el aire que por allí pasa
Si digo
soy algo sin nombre
me suena su frase, o trozo.
O su mente me dice,
me estorba,
me toma,
me escribe, por esas tres palabras

Las sombras no tienen huecos.
Al menos que se metan entre las ramas de los árboles.
Se caen como sombras vegetales. Sombra verde

Para ahogarse, el mar. Para andar, la tierra. O para ser enterrado
Me miran las criaturas con caras del que ve pasar un despropósito

En el fondo de los libros tengo agua y sed
Y ellos tenían
tinta, palabras sujetadas al papel.
Algunos con sentido pegado.
Otros sueltos como cabello o aire

Crece la vida. De nada sirve. Pero crece la vida para vivir de azul
Una fila de hormiguitas da un paseo hacia la playa.
Una vez allí, toman el mar por espíritu de aventuras
Cada vida crece
empieza a crecer en el aire que le queda en los ojos después de cada mirada