miércoles, 15 de abril de 2015

En todas las versiones de tu mirada donde el amor me pone triste


Dices que eres invisible. ¿Y mirar sabes? ¿Y la noche eres? ¿Y cabalga el regreso? En esta peregrinación de la primavera, con sus ojos de seda bien abiertos, pareces nada y blanca, alivio y consuelo. En todas las versiones de tu mirada el amor me haces, ese amor abatido como un mal presagio. Donde la memoria me pone triste, en esa memoria revuelta del sufrimiento. Por ese amor del fracaso, con sus cifras negativas, con sus cuerdas como lazos, en esa emoción del fondo del misterio.