martes, 17 de diciembre de 2013

Ningún sueño tuvo juguete


Ningún sueño tuvo juguete.
ni vestidos resplandecientes,
ni bailó en tus brazos una danza.

Ningún sueño tuvo instrumento.
Música oculta lo despertaba.

Ninguno fue alegre, a marcha forzada.
con tus labios rugosos, te frotas los sueños,
la cabeza te alborotas,
los ojos tomados
por sueños brillantes.

.                                                                               ****