domingo, 9 de abril de 2017

En esta fosa común donde desaparecimos

Desde la madrugada, y más tarde. Desde el doblar de las horas. Desde el tiempo de la espera. Se hace la tarde pedazos como el morir de la guerra. En esta fosa común donde desaparecimos quedaron las manos fuera. Fue blanco su color hasta en la penumbra de la noche. Y triste como el sonido de unas débiles alas.